logo empresa de reformas  
     
 

 
 
 

Enchapado de puertas

En el siguiente artículo, nos dedicaremos al tema específico del enchapado de puertas y en este caso, lo que no debemos olvidar es que se trata de una de las técnicas o trabajos más fáciles de realizar sobre madera, aunque claro que como en todos los trabajos de este tipo, se recomienda tener experiencia en ello, para poder prestarle más atención a los detalles y para que el trabajo tenga un acabado final mucho más prolijo. Si en la fachada de nuestro hogar contamos con puertas que están muy desgastadas, son ya antiguas o están golpeadas, la mejor opción será recurrir al enchapado de las mismas. Es importante destacar que para poder empezar a realizar enchapado de puertas, será necesario que comencemos con objetos pequeños, ya que de esta manera podremos ir adquiriendo experiencia en el tema y disminuyendo el margen de error. Ahora bien, si en nuestro hogar hay varias puertas golpeadas que poseen agujeros, lo más recomendable es que antes de colocar las chapas de madera en su superficie, rellenemos dichos agujeros con enduido para evitar que al colocar la chapa, se formen globos de aire.

chapado de aberturasUna vez que el enduido seque por completo, lo mejor será lijar la zona para que su superficie quede cien por ciento lisa. Las variedades de maderas por las que podemos optar es muy amplia: roble, cedro, peteribí, nogal, etcétera.

Y podemos encontrarlas en las grandes madereras o supermercados de la construcción. Si queremos darle un toque más original, podemos optar por otro tipo de madera más exótico pero en este caso, será necesario saber que son más difíciles de conseguir y su precio es mayor. Con respecto al enchapado de puertas, también será necesario determinar si se realizará en una puerta de interior o de exterior, ya que en el caso de que sea una puerta de exterior se necesitarán maderas más duras y más resistentes. Recordemos que estos materiales se encuentran en constante contacto con lluvias, vientos y granizos. Por eso es que no podemos optar por cualquier madera porque al poco tiempo, de seguro se romperá.

Un trabajo para profesionales

contrachapado de puertasPor otro lado, será necesario saber que si no nos damos maña en este tipo de trabajos, podemos contratar un carpintero que lo realice. Ya que estos trabajadores conocen al a perfección qué técnicas usar, qué tipo de madera es el mejor elegir, qué detalles corregir y demás.

En términos generales, los carpinteros se encargan de comprar todos los materiales que se necesiten para llevar a cabo el trabajo y luego, envían un presupuesto de lo que se ha gastado, incluyendo por supuesto la mano de obra, según la cantidad de puertas que se vayan a enchapar. Lo más conveniente en estos casos es pedir varios presupuestos de diferentes carpinteros o carpinterías, para decidir qué es lo que más nos conviene y qué incluye lo que estamos solicitando. En el mercado, podemos encontrar diferentes tipos de pegamentos para el enchapado de puertas, pero el que más se emplea en estos casos es la cola de carpintero.

Se le da una mano de cola tanto a la chapa de madera a colocar, como así también a la superficie que vamos a cubrir con la misma y comienza a pegarse lentamente, para evitar que se formen globos de aire, que arruinen el acabado final de la puerta en sí. Siempre se aplican chapas de madera de un tamaño mayor del objeto al que vamos a cubrir, en este caso, una puerta. Una vez que la chapa está pegada, lo que se hará es, cortar los excedentes con una espátula filosa y delicadamente para que no se rompan los bordes que están al ras. Al terminar con los cortes, lo que haremos será lijar los bordes con una lija de grosor fino y una o dos pasadas serán absolutamente suficientes. Luego, se dejará secar unas horas y el enchapado de puertas, quedará finalizado.

Motor de búsquedas en empresasdereformas.ws
 
     
{ 2013 Empref SA } { Todos los derechos reservados } { Contacto }